BusesyCamiones.pe

Mack Vision High Rise: Tractocamión de lujo para el transporte de largas distancias

 El operador del tractocamión Mack Vision High Rise tiene a su disposición la computadora a bordo Co-Pilot, que permite ver en tiempo real más de 50 parámetros de funcionamiento.

Mack Vision High Rise 001

La marca del bulldog renovó su identidad y lanzó en Perú un tractocamión de lujo para el transporte de largas distancias. Se trata del Mack Vision High Rise, que posee una de las cabinas más grandes del mercado y propiedades que hacen más cómoda la conducción, otorgando un mayor cuidado a la carga en transporte.

Presenta el conocido y eficiente motor Mack MP8, con tecnología Euro III, de 12,8 litros de desplazamiento. Para esta unidad fue adecuada una potencia de 440 hp y un torque de 2,251 Nm a un rango de 1,050-1,400 rpm.

La caja de cambios está disponible en dos variantes. La Eaton Fuller mecánica (no sincronizada) de 18 marchas hacia adelante y cuatro hacia atrás, así como la Mack mDrive TmD12AD de 12+2. De optar por la transmisión de 14 relaciones en total, el operador no necesitará del pedal de embrague, ya que los cambios se realizan mediante una electrónica inteligente. Además, al igual que el motor, contribuye en emplear un rentable uso del combustible, al mismo tiempo que optimiza la comodidad del piloto y el cuidado de la carga.

Otro elemento que permite ahorros en el empleo del diesel, es el freno de motor de doble acción a las válvulas de escape y por taponamiento de gases de escape.

Pasando a las suspensiones, ambas son propiedad de la fabricante del bulldog. La delantera tipo Taper Leaf (muelles) de 14,600 lb de capacidad técnica, con dos hojas y amortiguadores de doble acción. La posterior tipo neumática de 46,000 lb , con dos fuelles y cuatro amortiguadores de doble efecto.

El chasis del tractocamión de Mack está comprendido por neumáticos 11R22,5 y aros de aluminio con diseño americano de medida 22.5x8.25. Sobre el freno de ruedas, tipo tambor con leva en “S”, cuenta con los sistemas ABS y ATC (control de tracción automático).

La cabina del Vision High Rise tiene 2,400 mm de altura en el habitáculo y una amplia litera de 1,700 mm de profundidad. Esas dimensiones la ubican como una de las más grandes del mercado. Se caracteriza por estar hecha de acero galvanizado, sin remaches, y pintura metalizada.

La carrocería muestra ventanillas laterales y una fija en el deflector de aire, en ambas zonas los vidrios se encuentran oscurecidos.

Como todo camión americano, el parachoques delantero es cromado, lo que hace juego con los tanques de combustible, tanques de aire y tapa de baterías de aluminio, así como los tapabarros posteriores de acero inoxidable. Cabe anotar que la quinta rueda es deslizable y los faros delanteros halógenos tienen cubierta Lexan, característica que los hace más resistentes.

Internamente, posee asientos Premium con ajuste neumático y soporte lumbar. La radio por su parte, es original y tiene acceso a CD, mp3, entrada auxiliar y puerto USB. Es importante recordar que la litera es doble, la inferior con un colchón de resortes.

Finalmente, el tablero del tractocamión Mack Vision High Rise incluye terminación tipo madera en la versión mDrive y un tablero tipo Nickel en la versión Silver (con el bulldog plateado en el capot). Asimismo, el operador tiene a su disposición la computadora a bordo Co-Pilot, que permite ver en tiempo real más de 50 parámetros de funcionamiento, otorgando datos para el ahorro de combustible y un resumen de las – posibles – averías.